La crisis del sistema privado de pensiones: un punto de inflexión de nuestra democracia

Publicado por

Carlos Huneeus

Carlos Huneeus es profesor titular de la Facultad de Derecho de la Universidad de Chile y ex director ejecutivo del Centro de Estudios de la Realidad Contemporánea (CERC).

15 comentarios en «La crisis del sistema privado de pensiones: un punto de inflexión de nuestra democracia»

  1. No ha habido intención ni claridad política para enfrentar el poder económico de las AFPs en los gobiernos concertacionista, menos la habrá en un gobierno de derecha, que además, debe tener intereses en esas empresas.

  2. ¿ Por qué los “expertos ” de opinión llaman ” populistas” a las personas que quieren gobernar para cumplir las demandas de Bien Común de las mayorías? Siempre sacan a relucir ese término, para “justificar” el no cumplimiento de “promesas electorales”, manteniendo intactos o peores los grandes problemas que quejan a la población, como son las AFP.
    Son 85 mil los pensionados AFP que han muerto en la miseria y Listas de Espera médicas, en los gobiernos de Piñera y Bachelet ( 2010-2017 ). Si estalla en violencia este sistema antidemocrático e injusto con las mayorías abusadas, nadie de los que han profitado del Poder tendrá derecho a lamentarse, pués será EFECTO de su CAUSA injusta-corrupta, lo que ha de provocarlo y será ¡demasiado tarde!

  3. El sistema privado de pensiones es el sistema que fuerza a la gente a pensar en su futuro. Al menos a las personas que han aprendido que las decisiones personales de hoy afectarán sus ingresos del futuro. Dentro de toda la nota de evidente crítica, se vislumbra la preferencia hacia el otro extremo que es el sistema de reparto, pero este ultimo tiene las mismas y peores consecuencias ya que no mejora la rentabilidad porque en economía no cae el maná del cielo, ya que si las personas tienen lagunas, el estado las llena con los ahorros de otros, y por ultimo si no hay plata, el estado se endeuda y ante la crisis, los pobres aumentan. Las AFP hacen lo que les dijeron que tienen que hacer. No son fundaciones de beneficencia, para eso esta el Estado

  4. El problema no radica en las AFPs, hay que reformar el sistema laboral chileno de manera profunda, con el objetivo de darle un sustento más sólido a las condiciones laborales caracterizadas por la precarización; inestabilidad laboral y bajos sueldos a saber.
    Pero el problema mayor debe buscarse en nuestra clase política cautiva del poder económico y que ante eso solo se ha transformado en un mero espectador impotente.
    Mi conclusión es que por el momento no se puede caer en posturas extremas e improductivas como lo son aquellas que pregonan un retorno al sistema de reparto y aquellos en que insisten medidas neo liberales ortodoxas.

  5. Creo que el sistema es malo desde el inicio, ahora que ya es adulto y que existen pensionados esta más que demostrado que es aún peor.
    Debemos unificar los sistemas de pensión, es una vergüenza tener pensionados de las FFAA y Carabineros que cobren el triple o más que nuestros trabajadores, siendo que ellos jubilan 15 o 20 años antes.

  6. Poseo en mi cuenta de AFP, cerca de 38 millones, no tengo lagunas y 32 años trabajando e imponiendo, tengo 54 años y no deseo trabajar hasta muy viejo , soy una persona ordenada en lo económico y sé que estos 38 millones les puedo sacar mejor provecho que las cuestionadas administradoras. Por favor, jubilación anticipada con devolución de todo el capital reunido de una sola vez.

  7. Las AFP administran nuestros ahorros, no se les ha perdido dinero y han incrementado ese ahorro en forma importante con rentabilidad. El autor del artículo desea “quitarle” el sistema a los técnicos que han tenido este tremendo logro para entregárselo al Estado, el cual nos ha demostrado una y otra vez lo bien que gestiona. Además, nuestro sistema de reparto anterior no era público, sin que mixto, varias de las antiguas cajas eran instituciones privadas.

    Desde luego, los políticos y funcionarios públicos que componen el Estado están más interesados en sus intereses que en el de sus ciudadanos ahorrantes. ¿O acaso el gobierno de Bachelet nos explicó con peras y manzanas que nos gastaríamos el resto del ahorro récord de la historia de Chile que quedó después de su primer gobierno y que además adquiriríamos una tremenda deuda en su segundo gobierno para financiar la educación universitaria de los privilegiados que marchan versus dejar igual a los niños pobres de primaria que van a escuelas públicas?
    Como ya pasamos de país acreedor a país deudor sin darnos ni cuenta, con una capacidad de crédito limitada y una baja en la clasificación de riesgo de nuestra deuda, entonces quieren poner las manos en los ahorros previsionales de los ciudadanos para salvarnos de las malvadas AFPs. Seguro ya tienen varias ideas de “inversiones” muy rentables para nuestro dinero y bienestar. Para comenzar, repartirla a quienes no contribuyeron, a la red de operadores y cargos de asignación a dedo (a lo Girardi), bonos populistas para mantener la tasa de aprobación, etc.

    Si el Estado lo hace tan bien, ¿Por qué en salud la gente que puede financiarlo prefiere una ISAPRE, aunque diste mucho de ser un buen seguro de salud, antes que FONASA y los hospitales públicos?

    Si el Estado lo hace tan bien administrando empresas, ¿Por qué no tenemos una fantástica AFP estatal que nos pague una tasa del 120% de reemplazo? En tanto que en empresas estatales todavía estamos esperando que nos lleguen nuestros dividendos de CODELCO. Seguro que con el súper ciclo todos podríamos haber decidido si ahorrar o consumir esos recursos ¿Qué no era de “todos” los chilenos? Sí, lo es. Pero es administrado por nuestros representantes y su idea de todos no considera a nuestros bolsillos sino que su uso para mantenerse en el poder o ser reelecto.

    Ya pagamos un 19% de IVA en cada cosa que compramos, las empresas pasaron de un impuesto del 17% al 27%, se terminó el FUT, el impuesto a la renta de los profesionales dependientes llega a un máximo marginal de 35%, la compra de viviendas paga IVA, etc. Ya tenemos una carga tributaria comparable a algunos países europeos pero sin nada ni siquiera cercano a los beneficios o servicios públicos de calidad de esas latitudes, ¿Será que aquí el Estado tiene que comprar más caro?
    Y ya con todo eso, ahora nos quieren meter una “mano invisible”, pero no la famosa y eficiente de Adam Smith, sino que una “solidaria y redistributiva” en los ahorros previsionales de cada uno, que apenas dan para la pensión propia. No pues, para eso están todos los impuestos adicionales que nos están cobrando, varios de ellos progresivos, lo otro es simplemente una expropiación, al mejor estilo de la paladín de la justicia social del otro lado de Los Andes que se evaporó el ahorro de las AFJPs de nuestros vecinos en…. ¿Qué sería?

    Ya basta. Me parece que a los ideólogos y seguidores de “No + AFP” hay que decirles que ojalá les entreguen SUS ahorros y hagan SU caja en la Fundación Sol y tengan las magníficas pensiones que se imaginan, o mejor aún, todo administrado por el Estado. Pero que no toquen ni un solo peso del ahorro del resto que no lo desea y que trabaja día a día, ahorra mes a mes, debe financiar este Estado ineficiente con su carga impositiva sin recibir mucho a cambio y que ahora también debe enfrentar a los que se quieren pasar de listos con dinero ajeno. “No + Frescolines”.

  8. ¿Alguien se ha preguntado por qué las AFP nos cobran la comisión en base a nuestra Renta Imponible si el monto que depositamos para su administración es sólo el 10% de esta? Es decir, nos cobran una comisión 10 veces más cara de lo que corresponde. Esa es una de las causas por qué las AFP son un gran negocio.

  9. EL SISTEMA SE PERVIRTIO CUANDO LE HICIERON SUCESIVOS”PERFECCIONAMIENTOS DEL DUOPOLIO CORRUPTO DONDE DEJARON AL FINAL TODAS LAS PERDIDAS EN LOS HOMBROS DE LOS AFILIADOS GRACIAS A LEYES APOYADAS POR FREI, LAGOS, BACHELETT Y PIÑERA.QUE NO QUIEREN BORRAR ESAS LEYES QUE SOLO SIRVEN A DUEÑOS DE LAS AFP.ES MAS NO QUIEREN NI QUE SIQUIERA SE VENTILEN A LA OPINION PUBLICA.LAS AFP LA ESTAFA MAS GRANDE DE LA HISTORIA DE CHILE

  10. Yo veo mis ahorros en la AFP y no se pierde ni un peso. Con la idea del autor tendríamos que confiar que será el mismo duopolio el que nos lo va a pagar directamente con lo que haya. Nooooo… prefiero mi cuenta individual muy clara.

  11. Sistemas de reparto quebrados en todo el mundo más un estado ineficiente es suficiente para darnos cuenta que cambiar el modelo AFP no es la solución sino realizar mejoras al sistema ya que es el único que protege y genera rentabilidad de nuestros ahorros. Otro problema es el solucionar la mejora de la economía del país, ello debe responder a políticas económicas adecuadas que vayan en la dirección de mejorar las calificaciones y calidad de los trabajos, como consecuencia mejorará la productividad y aumentarán los ingresos. Comparto plenamente la opinión de Andres, es cosa de ver a Argentina como el socialismo mediante el proteccionismo, altos impuestos, expropiación de dineros de las afjps que finalmente despilfarraron en su querido “estado” donde sólo 6.0000.000 de personas trabajan de forma legal y los exprimen para pagar todo el gasto público, los tiene con respirador mecánico en una lenta agonía hacia el default mientras nosotros tenemos la oportunidad de mejorar y perfeccionar el modelo económico que más permite disminuir la pobreza y llevar a Chile al desarrollo…

  12. Comparto la critica, el último informe de la OIT 63/2019 claramente señala que el mecanismo de cuentas individuales fracasó en el mundo. Entre 1981 y 2018, 30 países llegaron a tener AFP, al 2018, 18 ya las habían eliminado. Al año 2008, 4 las habían terminado, desde el 2008, 14 países lo hicieron. Acá el 2008, se consolidaron y además les dieron un salvavidas, con el Pilar Solidario. Es más para reconstruir los sistemas públicos de pensiones, desarrolló una guía de 11 pasos principales. ” la evidencia acumulada de impactos sociales..y económicos negativos que el experimento de privatización ha fracasado “

  13. Producto de las AFP’s los recursos ahorrados por las personas, existen y no estan en un hoyo negro, sin embargo hay mucho que debe ser mejorado.

    Por que son con fin de lucro?

    Si tanto veneramos y creemos en el mercado, por que no aprobamos una nueva ley que permita la creacion y operacion de administradoras de fondos de pensiones sin fin de lucro y dejar que “el mercado” decida donde poner sus ahorros?

    Por que la mayoria de las AFP’s son extranjeras?

    Porque son un muy “buen negocio” y tan bueno que prefieren este negocio a muchos otros que pueden optar. Si fuesen sin fin de lucro, esas “utilidades” que se llevan para el bolsillo, deberian ir a incrementar los fondos de los clientes o cotizantes.

    Como benefician a los cotizantes las AFP’s?

    De ninguna forma, escasamente cumplen con su mandato legal pues las rentabilidades “negativas” son traspasadas a los usuarios, le echan la culpa siempre a factores externos, sin responsabilidad ni castigo alguno y cuando uno eleva la voz por esto, la unica respuesta es ue consideran periodos mas amplios hasta donde “el promedio” oculte estas perdidas y lo peor que viene es que desee la creacion de estas administradoras, las rentabilidades logradas van a la baja, sistematicamente.

    Podrian beneficiar mas al pais y a sus clientes (cotizantes)? Definitivamente si. Hoy no solo hemos entregado a manos de “extranjeros” las AFP’s sino que tambien las empresas de agua potable, las de luz, las carreteras, los puertos y aeropuertos las que son en la realidad, monopolios, mal regulados, sin necesidad de invertir para “crecer en el mercado” pues lo tienen asegurado por ley junto con sus rentabilidades muy superiores a las que obtendrian en los bancos o en otros mercados y empresas. Es natural que esas empresas solo les interese “la rentabilidad” de su capital, habria que estar “enfermo” para creer que una empresa extranjera tenga verdadero interes en el suministro de calidad de agua potable para los proximos 50 añs, como ya lo vimos en Bio Bio, donde quedo de manifiesto que no solo nunca han traido nuevas tecnologias ni servicios de calidad mundial sino que trabajan en condiciones precarias, peligrosas e indecentes.

    Que sucederia si con los fondos de Pensiones se compraran todas estas empresas (especialmente ahora cuyos valores van a la baja) y se las administrara como lo hacen los fondos de la Universidad de Harvard o algo similar, un fideicomiso profesional y con responsabilidades, de manera que se manejes en bien del pais, con mirada de largo plazo y donde las “rentabilidades” se traspasen a los fondos de los cotizantes? Esto generaria una relacion virtuosa gana-gana entre los cotizantes (clientes), los administradores y Chile!, junto con comenzar a beneficiar a los cotizantes desde el primer año, sin tener que esperar 40 para ver algun beneficio.

    Somos dueños de nuestros fondos? Este es un “eufemismo mas” al que nos hemos acostumbrados como pais que tanto daño nos ha hecho y nos esta haciendo! (boletas ideologicamente falsas, que es esto???). Si cualquiera pudiese disponer de sus ahorros como desee, podria suceder lo que ha ocurrido en Peru y el desasrte ser enorme, sin embargo, podriamos propender a un cierto equilibrio entre la verdad y la ficcion: Que los ahorrantes “decidan” en que tipo de empresas, con que compromiso medioambiental, trato a sus trabajadores, intereses pais, etc. donde invertir los ahorros, que los ahorrantes “fijen” las dietas, sueldos y beneficios de los administradores como tambien quienes ejercen esos cargos poniendo fin a una maquina de desigualdad y poder que corre por un carril propio y basado en los intereses personales del “capital”.

    Igualdad ante la ley! No existe justificacion alguna para que existan tantos sistemas de administracion de fondos tan discimiles como las FFAA, Gerndarmeria, de los Honorables, de cajas antiguas, leyes con indemnizacion para algunos, etc. salvo la constatacion triste de que ha sido y es para proteger a grupos de poder a expensas del resto de los ciudadanos.

  14. Me gustaría que – algún día – un economista, intelectualmente honesto, hiciera un estudio para averiguar qué habría pasado si en estos últimos 40 años se hubiesen mantenidos los sistemas de reparto existentes al 01.05.1981. Sería interesante saber cuánto habría sido el monto de las pensiones promedio pagadas y cuánto hubiese sido el costo fiscal, de haberlo habido. Eso, entre otros muchos indicadores comparables, como por ejemplo si el sistema de reparto hubiese permitido la formación del sistema financiero como el que originaron las AFP.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *